Fundación

La misión

La misión

Tenemos una misión: unir fuerzas, unir a personas que empujan en una misma dirección.

No importa si eres una organización benéfica, si tienes un proyecto ya existente, o simplemente un sueño que no se ha realizado por falta de fondos o de recursos humanos.

No importa si estás sólo o si formas parte de un grupo. Si tienes un proyecto que nadie ha tomado en consideración, hasta el punto de que lo has olvidado, cuéntanoslo.

Estamos aquí para hacer que cualquier deseo, proyecto o sueño pueda ser apoyado económica y moralmente a través de LunaQ, recordando que nosotros también queríamos cambiar el mundo, pero entendimos que debíamos cambiar nosotros primero. El paso se dio; ahora, te acompañamos para que tú también puedas darlo. Lo que es nuestro no tiene valor si no podemos ofrecerlo al mundo.

Ya hemos identificado algunos proyectos existentes y estamos materializando otros, hay mucha gente involucrada, mucha gente buscando otra forma de vivir en este mundo, donde, o sigues sus reglas, condiciones y parámetros, o vives al margen; como si no fuera posible vivir otra vida en esta vida. Nosotros sí creemos en ello, porque es así como vivimos.

¿Qué puedes hacer?

Somos ambiciosos, queremos cambiar el mundo; si no lo hacemos nosotros, cualquier otro, cuya finalidad desconocemos, lo hará.

Es sencillo participar: con una simple donación formarás parte de este cambio. De forma cíclica apoyaremos un proyecto que será elegido por los donantes; el proyecto puede ser tuyo, de un amigo, o del amigo de un amigo, la única condición es que sea realizado por la propia persona que va a ser apoyada y que el sueño sea tangible.

Todo debe tener un inicio y un final. No tiene ninguna importancia si se trata de representar una obra de teatro, de publicar un libro, de ayudar a un indigente, de dar la vuelta al mundo, de ayudar a un estudiante a terminar sus estudios, o de colaborar para que una niña pueda inscribirse en un curso de danza.

Nos han convencido de que es necesario tener dinero para comprar cualquier sueño, cuando, en realidad, los sueños se hacen realidad con sinergia, con amigos que lo apoyan, con personas competentes, con disponibilidad y tiempo. Cada uno es parte de un engranaje: unámonos y, en esta unión, el sueño tomará forma.

Deja salir el sueño del cajón: encontraremos las alas juntos. Todos unidos ya lo tenemos todo. El todo se pondrá a disposición y no tendrá nada de lo que quejarse.

La Fundación LunaQ nace con la finalidad de conseguir que ningún sueño, siga siendo un sueño.

Pubblicazioni

Chi siamo

Iniziative

Weekly Newslatter

La nostra Newsletter